7 de diciembre de 2015

Huellas de Solidaridad con las Hermanitas de los Pobres de Salamanca

En la tarde del pasado día 4 de Diciembre de 2015, y por quinto año consecutivo, Huellas de Solidaridad ha dado muestra una vez más de su compromiso solidario para ayudar y mejorar la calidad de vida y la defensa de los intereses y los derechos de los mayores necesitados.




A tal fin, han hecho entrega de un donativo por parte de la citada "Fundación Huellas de Solidaridad" a la Residencia de Ancianos de las Hermanitas de los Pobres de Salamanca. En representación de la Fundación han estado presentes Don Emilio Montaraz Castañón, Presidente del Patronato y Dª Ana María Barros Tirados, Cofundadora del mismo, a quienes les han acompañado varios miembros de Huellas de Solidaridad y de la oficina de Barymont en Salamanca.







En representación de las Hermanitas de los Pobres, ha estado presenta la Madre Superiora, Sor María Gloria Teresa, siendo notable la ausencia del Capellán de la residencia, D. Jesús García Rodríguez, quien se encuentra pasando por momentos delicados de salud y a quien le deseo una pronta recuperación.





También han querido sumarse a este acto otras “hermanitas” que cada día y siguiendo los pasos de Santa Juan Jugán, fundadora de las Hermanitas de los Pobres, entregan su amor y su vida a los mayores de dicha corporación.





En este acto de amor y caridad se ha hecho entrega por parte de la Fundación Huellas de Solidaridad de un donativo económico (talón bancario) por importe de 6.000 euros, que sin duda vendrá a paliar muchas de las necesidades económicas con las que cuenta la Residencia de Ancianos.




Una vez más, es un motivo de satisfacción para este bloguero poder compartir este post, gracias al cariño y a la amistad que me une con los miembros de la Fundación en Salamanca, con Dª Cristina Domínguez, D. Víctor Domínguez, Dª Reyes González y toda su familia, la cual se verá incrementada en breves fechas con la venida al mundo de una niña que llenará de Luz y Esperanza a todos. ¡Candela, te estamos esperando!

Que este testimonio de Esperanza siga siendo una seña de identidad para la Fundación Huellas de Solidaridad, a quienes transmito desde aquí mi más sincera felicitación y reconocimiento por su obra en favor de los necesitados.