30 de agosto de 2010

Entrevista a Manuel García - ABC Sevilla


Manuel García, Hermano Mayor de la Esperanza Macarena:


Cuando se lo pidieron las Hermanas de la Cruz, usted no se lo pensó dos veces ¿no?

Como ya he contado en otras ocasiones, quien me lo pide es Luis Rueda, delegado diocesano para la Beatificación de Madre María de la Purísima. Sobre cómo se fragua la petición, entenderás que tengo que ser discreto y respetuoso con la Delegación Diocesana y con las Hermanas de la Cruz. Para responder a la misma, convoqué de inmediato Junta de Oficiales, que por unanimidad respondió de manera afirmativa.

¿Y si la beatificación hubiera sido en Madrid?

La beatificación es en el Estadio de La Cartuja, de Sevilla. Lo demás es ciencia ficción ¿Para qué malgastar energías elucubrando sobre algo que no se ha planteado?

¿Se alegra de que Asenjo no le hubiera pedido que su hermandad fuera al Viacrucis de Madrid del año que viene?

Pues, la verdad, no me he parado a pensarlo. Repito que no soy muy partidario de perder el tiempo dándole vueltas a cosas que no han ocurrido.

¿Qué le parece la solución del palio de Los Panaderos ?

La Macarena es muy respetuosa con las decisiones de otras Hermandades y de la Santa Madre Iglesia.

Las reglas de la Macarena otorgan a la junta la competencia para decidir sobre este tipo de salidas sin tener que convocar cabildo extraordinario. ¿Es mejor así o cree que es mejor dar la palabra a los hermanos?

La democracia no consiste en consultar a los hermanos todas las decisiones que hay que tomar. Eso sería un sistema asambleario, no democrático. La democracia consiste en que los hermanos se dotan de unas Reglas por las que se rige la Hermandad y, cada cuatro años, eligen una Junta que la gobierna, con arreglo a las mismas. Nuestra Junta ha cumplido responsable y fielmente lo que dictan nuestras Reglas.

Cómo irá la Virgen de la Esperanza ¿cómo en su paso pero sin el palio o hay alguna particularidad?

Al prescindir del palio, tendremos que hacer, como es lógico, algunas modificaciones. Pero lo importante es siempre la Virgen de la Esperanza. A su lado, todo lo demás pasa desapercibido.

Sabe que va a venir gente de todos lados para ver a la Macarena ¿no?

Va a venir gente de todos lados para asistir a la Beatificación de Madre María de la Purísima, sobre todo, por ella, por las Hermanas de la Cruz, que tan queridas son. Para qué vamos a negar que la presencia en el acto de la Virgen de la Esperanza contribuirá a atraer fieles.

En el año de su estreno como hermano mayor vio a su cofradía desde fuera de las filas. ¿Qué opinión tuvo? ¿Le gustó la aglomeración de nazarenos en la Campana?

Siempre digo que la cofradía de la Macarena es un monumento vivo de religiosidad popular. Como es lógico no todo es perfecto en ella, a veces por fallos nuestros, a veces, como en el caso que plantea, por motivos que entendemos son ajenos a nuestra voluntad. Intentamos siempre darles las soluciones oportunas, pero a veces no están sólo en nuestras manos. En cualquier caso, esas pequeñas nubes no ensombrecen la luz radiante que supone la Macarena en la calle.

En su mandato ¿cruzarán los armaos el Puente de Triana?

Nuestra hermandad mantiene entrañables lazos históricos con muchas hermandades de Triana: La Estrella, la Esperanza, El Cachorro, La O, de quien somos medalla de oro. Tenemos vínculos con infinidad de corporaciones de otras zonas de la ciudad y de fuera de ella. Ya nos gustaría que, como prueba de cariño, los Armaos pudieran visitarlas a todas durante su recorrido del Jueves Santo, pero me temo que es imposible.



Información facilitada por: http://www.abcdesevilla.es/20100822/sevilla/democracia-consiste-consultar-todas-20100822.html

Fotografía: Felipe Guzmán